Advertencia para cualquier lector-reflector humano

La poesía no puede ser piedra angular de ti
la poesía no podrá ser siquiera un poco de arena
la poesía quema o destruye la sangre cauta
la corrompida sangre la vuelve tinta
pintando con nuestra vida las hojas en blanco
por eso el miedo acecha mi cuerpo
por eso mi teclado es la espada de Damocles
así concibo los labios definitivos y rosas
de mis manos, de las caricias como espadas.
Así, brevemente, a tí, Reflector Humano
oía como me dictabas un deseo.

Bienvenido

denguecortos@hotmail.com

martes, 22 de abril de 2008

Mi verdadera ilusión (si eres ateo mira fijamente la cruz)


No comencé

a reconocerte

a inundarte el sueño

hasta ...[*inserte AQUÍ su adv. temporal]



que deposité

mis ojos inservibles

en tus llaves

que abren todas

y cada una de mis vidas



Incipientes



lejos

azures

los símbolos

endemoniados

arcanos



era una lis

maquillada

atemporal

y terrible



Inconscientes

dos

Sólo, tú y... tú



Ni mi Yo

ni el cristal

de un olimpo

de mitológicas

oportunidades

he conservado

en esta nueva vida.

1 comentario:

gota dijo...

La ilusión es lo único que nos mantiene en pié a muchos de nosotros, aunque, desafortunadamente y muy a mi pesar, hay veces que soy tan tan ate@ que no soy capaz de ver nada ni detrás de las ilusiones ópticas. Lo siento, no lo veo, jeje, pero como dice ese librillo que tú bien sabes en uno de sus cuentecillos, "ayúdame a ver"...
Abrazos